Si ya eres usuario, accede...

Recordarme

¿No recuerdas tu contraseña?
Accede con redes sociales...
Si todavía no eres usuario, regístrate...

¡Regístrate ahora! para recibir los titulares del día en tu e-mail.

¡Regístrate ahora! para poder comentar noticias, participar en sorteos y concursos.

OPINIÓN DE DANI BALLART

VARgüenza

Los mismos árbitros que están en el césped son los que hacen el VAR así que si no ven ciertas acciones en directo, ni con ayudas son capaces

Dani Ballart Dani Ballart
12/11/2018

 

Deplorable el arbitraje en el Sánchez Pizjuán. Esto del fútbol no lo cambiaremos nunca. Los mismos árbitros que están en el césped son los que hacen el VAR así que si no ven ciertas acciones en directo, ni con ayudas son capaces. Creer que Sergio García se tira al llegar al área pequeña rival es de ser muy osado. Las imágenes no ofrecen duda del contacto del pie derecho de Sergio con el pie izquierdo de Mercado que propicia la caída. Y eso que no les nombro el agarrón y empujón sufrido.


Esto de competir con los grandes hace que tengas que pagar un peaje y vaya si lo hicimos en Sevilla. Un Sevilla que fue recibido con un pleno de aficionados en su estadio para ganar a un temido Espanyol. Los socios pericos tenemos una cuenta pendiente con nuestra asistencia en Cornellà para llevar en volandas a nuestro equipo para las próximas citas. Perdimos pero con orgullo. Prefiero perder mil veces más de esta manera que perder sin ser valientes. Este equipo me representa y me hace sentir feliz. La liga es larga y antes de ganar a los grandes debemos pasar por momentos de aprendizaje como ayer. Nunca tan temprano hemos estado tan cerca de los equipos punteros de la liga y tiene mucho mérito.
Podemos sentir rabia pero cuando pensamos en el partido jugado y como lo hemos afrontado de tú a tú, se nos escapa una sonrisa. Con este carácter y atrevimiento vamos a ganar muchos partidos y será una temporada para la memoria. Ayer nos tocó perder pero nos debemos preparar para lo mejor. Cada día estamos más cerca y sienten nuestro aliento. Damos miedo y si no, que se lo pregunten a los aficionados sevillistas. ¡Qué VARgüenza de arbitraje!