Si ya eres usuario, accede...

Recordarme

¿No recuerdas tu contraseña?
Accede con redes sociales...
Si todavía no eres usuario, regístrate...

¡Regístrate ahora! para recibir los titulares del día en tu e-mail.

¡Regístrate ahora! para poder comentar noticias, participar en sorteos y concursos.

OPINIÓN QUIQUE IGLESIAS

Resistir es vencer en espera de Moreno

Si el Espanyol tuviera un millón de euros disponible ya lo hubiera pagado y Vicente Moreno sería el entrenador del equipo desde hace ya varios días

Quique Iglesias Quique Iglesias
02/08/2020

 

Si el Espanyol tuviera un millón de euros disponible ya lo hubiera pagado y Vicente Moreno sería el entrenador del equipo desde hace ya varios días. Pero no lo tiene. Es la nueva normalidad en este Espanyol, que tenía capacidad de desembolso en enero para intentar un imposible pero que ahora, en Segunda, debe mirar ‘la pela’ hasta el último céntimo. Así son las cosas de los límites y de los reajustes de presupuestos.

Así que en las manos de Moreno está, y llevamos días y días, el llegar a un acuerdo con un Mallorca en el que no se quiere quedar. Ahí está la clave. Vicente Moreno no puede entrenar más al Mallorca (por eso negocian con Iraola sin esconderse) y por este motivo sigo plenamente convencido que lo hará en el Espanyol. El club no va a pagar un millón. Quizá sí que aceptaría colaborar si la reducción es de más de la mitad, compensada también con el ‘deal’ al que pueda alcanzar Moreno con el Mallorca y sus primas por cobrar.

Sé que este mensaje es de difícil calado, pero tengamos calma. Este tira y afloja va y debe llevar a Moreno a ser el técnico en Segunda y que, dicho sea de paso, es el único al que quiere fichar Rufete a día a hoy, aunque a nadie escapa que estamos en una situación que no se puede eternizar. La temporada está a punto de empezar, sí. Las previsiones que se manejan es que el equipo vuelva al trabajo la semana del 10 de agosto. ¿Empezará LaLiga Smartbank el 12 de septiembre? Esa ya será otra película.

No creo que sea tampoco saludable pensar que la plantilla del Espanyol (y la del resto de equipos) estará ni medio elaborada el día de las primeras pruebas médicas. Sin dinero, las negociaciones se vuelven eternas. El mercado va a ir poco a poco decantándose hacia el trueque de futbolistas, algo anunciado por los expertos desde hace semanas pero que es una fórmula a la que parece que se le tiene todavía un poco de respeto entre las entidades. El trueque, el reformulamiento de las fichas y la ingeniería financiera se topan con un calendario que no admite muchas dilaciones. Hay el tiempo justo y si el mercado está abierto hasta octubre es precisamente porque las condiciones de este verano serán, como ya todo en la vida, excepcionales. Tengamos pues fe, otra vez, que, ya puestos, no les costará mucho. Están acostumbrados a luchar, como Paulí y como la familia Marañón, que hoy lloran, y a los que mando un abrazo enorme desde esta grada perica.