Si ya eres usuario, accede...

Recordarme

¿No recuerdas tu contraseña?
Accede con redes sociales...
Si todavía no eres usuario, regístrate...

¡Regístrate ahora! para recibir los titulares del día en tu e-mail.

¡Regístrate ahora! para poder comentar noticias, participar en sorteos y concursos.

OPINIÓN ORIOL VIDAL

A la red con RDT

El matador empezó a saciar su hambre con una tapita madrileña y ahora hay que esperarle en la sobremesa vital de Villarreal

Oriol Vidal Oriol Vidal
13/01/2020

 

Con las cosas del RCDE. El día del debut de Raúl de Tomás, un killer en Matapiñonera (muy apropiado), marca (también) Calleri. Estaba cantado que el argentino resucitaría tras el advenimiento de tan gran competencia. 0-2 en la sede de Antena-3 y poco análisis, pues la endeblez del rival no da para lecturas convincentes. Lo fundamental es que, como en la Liga Europa, el Espanyol no se borra y ya está en dieciseisavos de la Copa: parece que no hay miedo a un calendario abultado a pesar de la remontada pendiente en la Liga. Más señales para el optimismo.

Abelardo, de hecho, profundizó en la búsqueda de su equipo tipo, al que se asomaron el Monito y Pedrosa. Ambos (y Melendo) estuvieron en la génesis de los goles, que sí, que han vuelto… aunque, pongamos también el contexto: dos contra un Barça viejete y dos contra el peor colista de Segunda B. No hay que aflojar tras la llegada de RDT. El matador empezó a saciar su hambre con una tapita madrileña y ahora hay que esperarle en la sobremesa vital de Villarreal. Señor número 11: qué principio, qué final.

Resucitado el entorno (no veo perico ahora que no afronte optimista la lucha contra el descenso), debe seguirle el equipo. Siguen las dudas atrás y veremos si el míster consigue enderezar a Calero y agilizar a Bernardo o si más bien tendrá que ser Rufete el que deba emplear la rutilante generosidad de Chen con prioridad absoluta, más aún de la que se tenga por Tello o similares. Si Abelardo quiere una fuerza de choque, en defensa no se pueden permitir más errores por endeblez o despiste, un lastre durante todo el curso.

Venció el Espanyol con arbitraje de Martínez Munuera (no había pasado nunca), derrotó el filial al FC Andorra (0-3: los de José Aurelio Gay le complicaron los cálculos a Piqué) y, cosas veredes, en el Barça la han tomado con Valverde, blanco azulgrana por puro esgrima (y de grima) electoral. Algunos solo ven honesto a Ernesto cuando gana (bueno, es que ni así): cuando alguien te ofrece un trato tan inmerecido es que igual no te merece. Siempre podrá volver a la red perica, esa donde ahora pesca RDT.

What do you want to do ?
New mail