Si ya eres usuario, accede...

Recordarme

¿No recuerdas tu contraseña?
Accede con redes sociales...
Si todavía no eres usuario, regístrate...

¡Regístrate ahora! para recibir los titulares del día en tu e-mail.

¡Regístrate ahora! para poder comentar noticias, participar en sorteos y concursos.

OPINIÓN QUIQUE IGLESIAS

Pidan perdón y activen el plan B

Este Espanyol está haciendo todos los méritos para caer al hoyo 27 años después

Quique Iglesias Quique Iglesias
28/06/2020

 

El 13 de mayo de 2006, el Espanyol estuvo a un minuto de irse a Segunda. Y no se fue, Coro mediante. Hoy quedan 630 minutos (más las añadiduras) para que termine esta Liga, siete partidos completos. Agárrense a este dato si les place, a la realidad palmaria de que todavía queda Liga y puntos en juego. Tan palmaria como que este Espanyol está haciendo todos los méritos para caer al hoyo 27 años después.

En febrero pasado, qué lejos queda, el director general Josep Maria Duran anticipó ante un grupo de periodistas que el club estaba trabajando en el ‘plan B’ del descenso. Sería bueno que lo vayan ejecutando porque el tiempo es oro. El hecho de que Mr. Chen le haya dado las llaves del proyecto a Rufete es un punto de partida.

En espera del milagro, tienen la obligación en los despachos a desvivirse desde ya mismo por hacer un equipo de campanillas para la Segunda que devuelva el honor perdido al club en una sola temporada de purgatorio. Den bajas (varias, si se puede) y fichen jugadores acordes con la categoría, el sueldo y la empresa que le van a encomendar.

Y digo más… Este último párrafo sirve también si se consigue la ahora impensable permanencia. Porque la regeneración de esta plantilla es una salida inexcusable. No es cuestión de poner nombres y apellidos, ni de dar 15 bajas. Se trata de volver a tener la fe y el carácter en un grupo humano que ha perdido el crédito con el paso de innumerables jornadas, en las que el peso de la historia de esta grandiosa entidad ha podido con él.

Y en casa estás tú, usted, que vas a renovar el carnet porque lo llevas haciendo desde hace ni se sabe. Piensa que el escudo está por encima de todo y de todos. Sin saber quién va entrenar al equipo, ni qué jugadores va a tener a su cargo y solamente intuyendo la categoría en la que vas a competir, solo pienso en el escudo para poder sujetar a una afición que no ha merecido ni un solo instante de esta temporada tan triste. Por ellos, queridos dirigentes, hagan su trabajo a conciencia. Tienen 630 minutos por delante para soñar. El resto del tiempo, dedíquenlo a pedir perdón, a asumir el estrepitoso fracaso y a trabajar para que el Espanyol se pasee por España a partir de septiembre con el honor que sus 120 años de vida y miles de aficionados se merecen.

What do you want to do ?
New mail