Si ya eres usuario, accede...

Recordarme

¿No recuerdas tu contraseña?
Accede con redes sociales...
Si todavía no eres usuario, regístrate...

¡Regístrate ahora! para recibir los titulares del día en tu e-mail.

¡Regístrate ahora! para poder comentar noticias, participar en sorteos y concursos.

OPINIÓN MARTA MENDOZA

El Femenino no ‘engancha’

Ni el nombre ni lo que fue este equipo valen para vender el nuevo proyecto

Marta Mendoza Marta Mendoza
09/06/2020

 

Como la empresa que ‘lo peta’ con un producto y decide vivir de rentas, de lo que fueron sin preocuparse de que la competencia trabaja duro y que un día quedarán obsoletos y perderán la credibilidad ganada. Como esa pareja que decide alejarse del mundo y cuando todo acaba se da cuenta de que no tiene a nadie cerca, han apartado a los de su alrededor y ahora les tocará bajar la cabeza para tratar de recuperar la vida que tenían. En esas se encuentra el Espanyol Femenino, una sección que finalmente ha visto como ni el recuerdo de lo que fue, ni el nombre, le valen para volver a empezar de cero.

Que la revolución tan necesaria no será nada sencilla pese a estar trabajando con la mejor de las ilusiones y con un presupuesto más que aceptable. El problema es que todo lo que se ha hecho mal pesa mucho, y si no que se lo cuenten a día de hoy a Jordi Ferrón y a Rubén Rodríguez, que están dedicados en cuerpo y alma en la reconstrucción de un equipo por el que cuesta mucho apostar. Las expectativas eran altas, de hecho, cualquier proyecto que nace debe ser ambicioso. El problema es que en este caso rápidamente se han tenido que rebajar. Son muchas las respuestas negativas que están recibiendo, cuesta vender a este Femenino, que esta próxima temporada deberá demostrar que quiere y puede estar de vuelta. Deberá dejar patente de puertas para afuera que el cambio es real y que puede volver a ser un sitio atractivo en el que crecer y competir. Deberá volver a ganarse el respeto que antaño tuvo para recuperar el sitio que alguna vez ocuparon. La revolución ya ha empezado, veremos finalmente si acaba triunfando o no.