Si ya eres usuario, accede...

Recordarme

¿No recuerdas tu contraseña?
Accede con redes sociales...
Si todavía no eres usuario, regístrate...

¡Regístrate ahora! para recibir los titulares del día en tu e-mail.

¡Regístrate ahora! para poder comentar noticias, participar en sorteos y concursos.

OPINIÓN DE MARCOS MOLINERO

“El festival de LaLiga”

Incomprensiblemente este año Europa estará más barata que otros años y da envidia y rabia ver como Getafe, Alavés luchan por el premio europeo

Marcos Molinero
25/03/2019

 

Un año más encaramos los últimos diez partidos de la temporada con el único aliciente de quedar lo más alto posible. Recuerdo cuando al principio de la era Rubi estábamos en cabeza de la clasificación, cuando Europa, incluso Champions, eran palabras habituales en el círculo perico en que comenté con los más cercanos lo siguiente: “Al final lucharemos por quedar entre los diez primeros” y no me equivoqué por desgracia. Esa sensación de temporada perdida, de ocasión malgastada no se me quita de la cabeza, incomprensiblemente este año Europa estará más barata que otros años y da envidia y rabia ver como Getafe, Alavés luchan por el premio europeo y como equipos como Sevilla, Valencia o Villarreal no han estado tan lejos como otros años. Una temporada extraña donde Europa y el descenso están casi a la misma distancia, una temporada donde se nos ha permitido pasarnos seis jornadas seguidas sin sumar puntos y no hemos sufrido por la permanencia, de ahí que de más rabia que otras veces, sumen a eso la buena impresión que dejó el equipo en el primer tercio de campeonato. Estoy con Rubi en eso de que estamos implantando una forma de juego y hay que tener en cuenta que eso no sucede de un día para otro ni en una o dos temporadas. La filosofía de juego necesita tiempo y más en un club como el nuestro, vendedor, aunque nos duela. Tanto el área deportiva, como la dirección del club han de entenderlo, pero los que más hemos de poner como siempre somos los aficionados y seguidores. El equipo compite siempre. Pese a que ciertas páginas webs y gurús de las ondas medias siguen con el acoso y derribo de Rubi, opino que al fin hay un proyecto coherente.

Una temporada de fútbol es como un festival de música, ves los nombres de los clubs y más o menos sabes los que van a ser los triunfadores y los que pintan a luchar por el descenso, rara vez te equivocas, aunque siempre hay una sorpresa agradable. En los festivales pasa exactamente lo mismo. Ves el cartel del Primavera Sound, del Mad Cool, del BBK o incluso los festivales extranjeros y funcionan igual, unos cinco o seis grandes nombres, luego una docena de nombres de zona noble y luego los pequeños nombres. Poca diferencia hay entre el teaser que anuncia el cartel de un festival con los grandes nombres primero y un anuncio de La Liga en los canales de pago. Verás a los dos grandes, el Atletico, Sevilla, Betis, Valencia y con suerte Villarreal, Athletic y Real Sociedad, nosotros somos la letra pequeña del “Festival Musical” de La Liga. En un Festival si llevas a Radiohead, The Strokes o Vetusta Morla, por citar algún grupo de aquí, esos son los que se anuncian a bombo y platillo luego si entre el maremágnum de nombres hay bandas como Shame, Balthazar o Carolina Durante otra banda nacional, estos a pesar de su calidad saldrán en letra pequeña. Y ahí esta el Espanyol luchando por acceder a una élite que se nos resiste, no por historia, sino por seguidores e impacto social. Bandas que llevan décadas facturando discos excelentes ven su nombre en la mitad de un cartel donde artistas nuevos y/o de peor calidad les supera. Valga decir para acabar la comparación que los grandes nombres de un festival copan más minutos y cobran más dinero, vamos que igual que en el fútbol, donde los grandes y la nobleza futbolística copan telediarios, prensa y tienen unos ingresos superiores al resto. Lo que no entienden ni los organizadores de conciertos ni los dueños de La Liga es que solo con media docena de bandas y equipos no haces un festival ni una competición importante. No todo el mundo va a un Festival a ver los cabezas de cartel ni todos los que siguen la Liga son del Barça o del Real Madrid. Servidor irá al Primavera Sound este año y difícilmente me verán en los shows de los grandes nombres del cartel, pero disfrutaré como un enano en los conciertos de Alice Phoebe Lou, Snail Mail o June Of 44. La Liga debe comprender que igual de importante para el prestigio de su competición es un Espanyol, un Celta o un Levante que los dos grandes.

Las noticias más...