Si ya eres usuario, accede...

Recordarme

¿No recuerdas tu contraseña?
Accede con redes sociales...
Si todavía no eres usuario, regístrate...

¡Regístrate ahora! para recibir los titulares del día en tu e-mail.

¡Regístrate ahora! para poder comentar noticias, participar en sorteos y concursos.

OPINIÓN ORIOL VIDAL

El día que Roca se convirtió en X-Man

Y Roca siempre había estado ahí, pero claro, también el Espanyol, donde el foco es más pequeño y los intereses (también de los agentes del fútbol), reducidos

Oriol Vidal Oriol Vidal
26/06/2019

 

Cláusula o nada”, al fin. Resulta fácil de exigir desde la butaca de socio, pero no siempre es sencillo de aplicar en los despachos del RCDE, ampliaciones de capital al margen. Para que un jugador perico sea internacional como Hermoso casi debe darse una conjunción astral cercana a la del advenimiento del Anticristo, parece, y que luego a la vez la Providencia sonría, en una de esas casualidades remotas que se producen una vez en la vida. Al Espanyol le falta resonancia exterior, más allá de su estupendo gueto mediático, y gozar del eco que cualquier jugador apañado tiene en Valencia, Donosti o Sevilla. Eso sí que es un techo de cristal de narices, aunque tipos como Rubi o Gallego jueguen a desafiarlos con atrevimiento: riqueza y revalorización.

Observemos el caso de Roca: de pronto, a Marc le han sobrevenido unos poderes sobrenaturales. Esa visión de juego tan privilegiada, esa salida limpia y celestial, ese trazar líneas que acaban originando constelaciones se han apreciado en el Espanyol, pero no ha sido hasta su despelote con España sub-21 ante Polonia que hemos asistido al gozo y al asombro general que algunos venimos degustando cada semana. Y Roca siempre había estado ahí, pero claro, también el Espanyol, donde el foco es más pequeño y los intereses (también de los agentes del fútbol), reducidos. Por cierto: sí, son 40 millones, pero dejémosle crecer entre unos y otros, no fotem.

Disfruta el Espanyol de su vivero con tal exclusividad que parece la cosa digna de reservado VIP: un placer único, pero que no es tan fruto del lujo como de la clandestinidad. Este verano, el cambio de paradigma roza lo brutal, con los pericos como atracción del mercado por esa conjunción de la riqueza y la humildad con que fue creada. Riqueza, por tanto, apenas blindada, pura tentación entre tanto depredador suelto. Y en esa situación casi insólita debe el Espanyol madurar su proyecto. Tenía ya que apuntalarse y ahora, con las ventas acechando, no puede caer en lo conservador, sino en la audaz.

Contengan sus iras y miedos por los nombres filtrados y atiendan. A Rufete le toca gestionar esta tierra fértil y renovar el impulso ganador del Espanyol, vaya a Islandia, Estonia o busque su posicionamiento en Barcelona. La fortaleza pasa por vender por hasta el último céntimo y redoblar la apuesta o bien conservar pandas y hermosos y dejar claro quién manda. Focos, tenéis donde iluminar.

Las noticias más...