Si ya eres usuario, accede...

Recordarme

¿No recuerdas tu contraseña?
Accede con redes sociales...
Si todavía no eres usuario, regístrate...

¡Regístrate ahora! para recibir los titulares del día en tu e-mail.

¡Regístrate ahora! para poder comentar noticias, participar en sorteos y concursos.

OPINIÓN DE QUIQUE IGLESIAS

Chen, Rubi y la permanencia

No encuentro un mejor entrenador para este Espanyol pero tampoco recuerdo otro técnico en Primera que haya sobrevivido a una serie de derrotas tan pronunciada como la que atraviesa el equipo

Quique Iglesias Quique Iglesias
26/01/2019

 

La realidad del Espanyol ha cambiado. Por obligación. Bienvenidos pues al “partido a partido”. No hay más vida que la del siguiente día. Y más cuando queda eso, precisamente 24 horas, para que aterrice en Barcelona el presidente Chen. Él marcará entonces los tempos vitales.
Chen lo sabe todo. Y obviamente conoce que en su área deportiva no hay fisuras alrededor de la figura de Rubi. Él decide, como decidió de manera unilateral que Quique Sánchez Flores y Jordi Lardín fueran despedidos una tarde de viernes, solo 48 horas antes de un partido en Montilivi, cuando parecía que el crédito de QSF era suficiente como para acabar la temporada. Si Messi manda en el Barça, Simeone en el Atlético... Chen lo hace en el Espanyol, que para eso le ha costado un dinero.
Dicho esto, considero que Rubi no está en manos de Chen sino de los resultados. Y la racha no engaña. No encuentro un mejor entrenador para este Espanyol pero tampoco recuerdo otro técnico en Primera que haya sobrevivido a una serie de derrotas tan pronunciada como la que atraviesa el equipo. Pero el Espanyol es una entidad tan singular que permite segundas y terceras oportunidades en casos que en otros lugares serían flagrantes. Y me alegro por ello. Rubi no está muerto. Y no tiene muerto al vestuario pese a que en Eibar se tocara fondo. La demostración de que hay que seguir confiando es el empate con el Betis del pasado jueves.
Fue un 1-1 indoloro que, sí, deja la eliminatoria demasiado cuesta arriba pero también la sensación palpable de que hay brotes verdes. Ha regresado el mejor Mario Hermoso. Jerárquico, que además hizo mucho mejor a Lluís López. Desde una mejor defensa se debe construir la recuperación en la Liga. Y esta mejora pasa por volver a puntuar. ¿Cuándo? Ya. Mañana. Puntuar. No pido ya ganar. Puntuar. De empates también se vive. Porque las victorias ya llegarán. Tras el Madrid pasarán por Cornellà-El Prat, el Rayo, Huesca y Valladolid. La permanencia reside aquí. Si entendemos lo del “partido a partido” y lo de que “Chen es el que decide” también podemos decir amén a lo de que “la salvación es el objetivo”, en una Liga en la que solo el Huesca parece desahuciado. Nadie más. Si este Espanyol se salva, y lo hace desde el fútbol de Rubi, no va a poder tomar esta temporada como una más. Habrá aprendido. PD: por si acaso, fichen esta semana... no sea que haya que sacar el pañuelo blanco por la ventanilla.