Diario La Grada | Martes, 26 de mayo de 2020

7:23 h. LOS BLANQUIAZULES ESTÁN EN SU MEJOR MOMENTO DEL CURSO

Las grandes mejoras del equipo dan sus frutos

El filial se ha encaramado a la zona alta de la tabla gracias al progreso realizado en las últimas semanas

C. Fanlo @Fanlillo 10/12/2019

Vive el Espanyol B días felices. Tras un arranque de campaña dubitativo, los de José Aurelio Gay han cogido velocidad de crucero y suman cinco victorias consecutivas, resultados que los han llevado a asomarse a las primeras plazas de la tabla: son terceros con 27 puntos, es decir, en zona de play-off. El filial perico, además, es el equipo de los cuatro grupos de Segunda B que más puntos ha sumado en el mes de noviembre, tal y como indica la cuenta de Twitter Vintage stats. Suma un total de 13 unidades en el periodo comentado, las cuales le han permitido dar un salto importante en la categoría. Estas son las claves que han llevado a los blanquiazules a mejorar sustancialmente sus números en una época en la que ha perdido a una pieza clave como Víctor Gómez y en la que apenas puede contar con Pol Lozano y mucho menos con Víctor Campuzano.

Cerrar la portería
Empezó el curso el Espanyol B mostrando fiabilidad defensiva, pero con el paso de las jornadas el equipo parecía desinflarse en este aspecto. Los de Gay han vuelto a mostrarse seguros atrás hasta el punto de únicamente ceder dos goles en los cuatro encuentros que llevan ganando, manteniendo unos cimientos fuertes juegue quien juegue: han actuado tres parejas de centrales diferentes en este periodo. Los blanquiazules han dejado su portería a cero en dos de las cinco últimas jornadas, algo que en los 12 primeros partidos ligueros tan solo habían hecho tres veces.

Mejora cara al gol
Otro de los aspectos que ha mejorado es la puntería. En la presente racha, el filial perico suma trece goles, anotado tres dianas en tres de los triunfos logrados; hasta el inicio de este buen momento no se habían marcado tres tantos este curso. En las otras dos jornadas que completan esta racha, el Espanyol B ha marcado dos goles, algo que solo había conseguido en cuatro ocasiones.

Además, los tantos han estado muy bien repartidos: hasta siete jugadores han anotado los diez goles en el tramo liguero tratado. Solo Moha, Iván Gil y el central Iago Indias han marcado más de un gol; las dianas de este último, ambas a la salida de sendos córners, hablan muy bien de las jugadas a balón parado del equipo.

Sentenciar los encuentros
Ha aprendido el equipo de errores del pasado. Ante el Cornellà y el Badalona, ambos duelos en la Dani Jarque, el filial dejó escapar puntos en el tiempo de descuento; los verdes igualaron el encuentro (2-2) en una acción en la que la defensa pecó de falta de contundencia en el minuto 92’, mientras que los escapulados se llevaron el encuentro (1-2) en el 90’. Los espanyolistas acabaron pagando caro el no cerrar los encuentros, algo que sí que han hecho a tiempo en los dos últimos partidos en casa ante Ejea y Villarreal B, los dos ganados por idéntico resultado (3-1). Tras adelantarse el cuadro visitante tanto en un duelo como en otro, los de Gay se repusieron para primero empatar, después voltear el duelo y, por último, sentenciar el partido, sin dar la posibilidad al rival de reengancharse al encuentro.

Fuera, igual que en casa
Los partidos a domicilio estaban siendo la asignatura pendiente del Espanyol B a domicilio. El segundo equipo de la entidad no conocía el triunfo lejos de la Dani Jarque tras seis salidas, pero en las dos últimas se ha impuesto con claridad a Prat y Atlético Levante, ganando los dos duelos por 0-2. El filial blanquiazul, que no perdió en los últimos 11 encuentros a domicilio del pasado curso (seis victorias y cinco empates), parece que vuelve a sentirse tan cómodo fuera como en la Dani Jarque, ya que a las dos victorias consecutivas hay que sumarle el empate a dos dianas logrado en Tarragona ante el Nàstic.

Paso al frente
Varios futbolistas han pasado de tener un papel secundario o incluso ni aparecer en las convocatorias a ser indispensables. Ferran Jutglà, que en las diez primeras jornadas solo había disputado dos duelos como titular, suma seis encuentros en el once inicial, y marcando un gol clave en el último triunfo ante el Hércules. Iván Gil, sin apenas oportunidades en las primeras jornadas (29 minutos en las 11 primeras), ha jugado completos los últimos tres duelos gracias a su gran actuación ante el Ejea, donde aprovechó la poco más de media hora que tuvo para anotar un doblete. Y Roman Tugarinov, que no debutó hasta la jornada 9, ha jugado cuatro de los últimos cinco encuentros al completo. Mención especial para el juvenil Alejandro Pérez, que debutó por necesidades del guión ante el Badalona jugando en diversas posiciones de la zaga y que acumula dos duelos más en el centro de la defensa desde el pitido inicial hasta el fin del encuentro.