Diario La Grada | Viernes, 23 de agosto de 2019

23:11 h. CRÓNICA LUCERNA-ESPANYOL (0-3)

Va por ti, Dani

El Espanyol se desató en la segunda mitad para encarrilar la eliminatoria a base de golazos

08/08/2019

Esta va por ti Dani. Qué mejor homenaje por parte de tu Espanyol que una victoria en Europa a base de golazos. Fue el conjunto perico el que más empeño le puso y acabó tomando también Suiza en una nueva demostración de que su andadura por Europa va muy en serio. Tanto que no es exagerado decir que, a día de hoy, se le está quedando pequeña. Todos remaron, pero Ferreyra allanó el camino y Dídac y el Monito desataron la locura de la pericada.

Tras unos primeros minutos de tanteo que sirvieron para que el Espanyol se percatara de que el Lucerna no era el Stjarnan, pues los suizos demostraron tener otro tono, saber lo que hacían, rascaron…, poco a poco el conjunto perico le fue cogiendo el pulso al partido y empezó a sentirse más a gusto y seguro en la creación.

Intentó avisar el Lucerna en el minuto dos con una rápida contra que trató de repetir en un par de ocasiones más, pero en ningún momento hubo una sensación clara de peligro en el área espanyolista. Hubo intensidad en ambos bandos, pero en ningún caso nada claro. Al Espanyol le faltaba clarividencia en la creación, solo Melendo se empeñaba en ello, por ello faltaba cierta continuidad y Gallego no lo veía del todo claro. Corría el minuto 12 cuando Naldo pudo inaugurar el marcador, pero no se lo creyó y no atacó el balón. Acabaron pitando fuera de juego. Poco después Diego López detenía sin problemas la respuesta rival con un lejano disparo de Ndenge, el futbolista local más activo junto con Eleke, que estuvieron duros y desbocados. Fueron un incordio. En el 17’ Víctor Sánchez protagonizaba el primer disparo del Espanyol, y fue a partir de ahí como poco a poco el cuadro perico fue a más. En el 25’ Melendo, con un toque sutil, se inventó una deliciosa asistencia para Borja, pero la jugada quedó invalidada por fuera de juego. Pero a la siguiente intentona llegó el premio.

Ferreyra es un depredador
En el 28’ a la primera que tuvo no perdonó. Demostrando así que es un auténtico ‘killer’ del área. Él mismo empezó la jugada, se revolvió ante la zaga helvética y cedió para Melendo, quien asistió con precisión para que el ‘Chuky’ empezara a allanar el terreno con un certero testarazo que acabó con el balón besando las mallas. Un señor gol con una celebración muy especial. Dedos apuntando al cielo de toda la plantilla abrazada en corrillo. Para ti Dani. Magnífico gesto en el décimo aniversario de su trágica muerte. Piel de gallina.

Pintaba bien el duelo tras el tanto de Facundo Ferreyra, de un tono rosa como la tercera equipación que estrenaban, aunque antes del descanso el Lucerna tuvo una clara oportunidad para establecer las tablas. Nueva demostración de portento de Ndenge y el balón le acabó llegando a Demhasaj, que con la puntera remató a puerta pero Diego López evitó el tanto en primera instancia, aunque dejó el balón muerto y hubo suspense. Y para cerrar el primer acto Ferreyra obligó a Müller a emplearse a fondo para detener en dos tiempos su seco disparo después de que Pedrosa pisara la línea de fondo y le sirviera un magnífico balón.

Con una marcha más
En la reanudación el duelo siguió con la misma dinámica, con el Epsanyol queriendo dominar, pero entonces con un Lucerna que empezó a presionar más arriba. Pero pese a ello el conjunto de David Gallego demostró estar mucho más fino y en el 52’ hilvanaron una gran jugada que no acabó en el segundo por muy poco. Víctor para Javi, éste para Roca, que encontró una autopista y cedió para Borja, que de primeras obligó a Müller a lucirse para despejar a córner. Y esa acción pareció darle al Espanyol un empujón más para instalarse en terreno suizo y empezar a ser un rodillo ofensivo.

Se destapan
En el minuto 55 otra jugada interesante que terminó con un disparo de Víctor Sánchez, con la caña siempre a punto. Marc Roca empezó a encontrarle el gustillo a filtrar pases envenenados y Pedrosa en el 57’ demostró que tiene mucho peligro. Tres córners seguidos en 10 minutos y a la hora de juego el colofón. Nuevo balón que cede Roca y Dídac, casi sin ángulo, se inventó un auténtico golazo. Latigazo imparable y un 2-0 para disfrutar. Partido resuelto, optimismo al alza y debut de Matías Vargas como jugador del Espanyol en un contexto en el que parecía que el tercero de la noche estaba al caer. Ferreyra lo buscó. Mientras que Demhasaj trató, sin fortuna, recortar distancias.
Víctor Sánchez, con el partido ya ligeramente venido a menos, se quiso unir a la fiesta del gol con un nuevo remate que acabó a córner. Y el ‘Monito’ dejó buenas sensaciones a base de ganas y haciendo gala de su electricidad. Y cuando ya parecía todo visto para sentencia, el fichaje más caro de la historia del Espanyol marcó un auténtico golazo a lo Juan palomo, yo me lo guiso yo me lo como. Recortó en la frontal y puso una imparable rosca para cerrar la fiesta. ¡Menuda carta de presentación!
Al final, en plena euforia, Darder, que sacó a relucir su talento, filtró un pase que era medio gol, pero Borja no atinó a mandarla dentro.

Todavía hay que afrontar la vuelta, pero esta eliminatoria, con el 0-3, está hecha. ¡Esto está superado! ¡Europa ilusiona!