Diario La Grada | Domingo, 17 de noviembre de 2019

8:02 h. OPINIÓN DE JAVI CHICA

Aquel primer viaje europeo

Para un jugador de la casa, si llegar a Primera con el Espanyol es algo soñado, poder defender esta camiseta por Europa es lo máximo

Javi Chica 07/08/2019

La semana que acaba de finalizar fue especial para un grupo importante de jugadores formados en la cantera del Espanyol. Hasta 12 futbolistas del fútbol base blanquiazul se estrenaban en un desplazamiento para jugar un partido europeo oficial. Viajaron a Islandia con el objetivo de seguir haciendo camino hacia la fase de grupos de la Europa League. Han tenido que pasar 12 años desde que volamos por Europa, en ese inolvidable partido en el que disputamos la final en Glasgow, para volver a sentir esas sensaciones.

Durante estos días me han venido muchos recuerdos de mi primer viaje europeo con el Espanyol. Yo estaba en la universidad y varios compañeros de clase me tocaron en la espalda para decirme que Valverde me había convocado para viajar a Bratislava. Rápidamente miré el móvil y vi que mi nombre estaba en la convocatoria. ¡Qué alegría me llevé! Viajamos 20 jugadores y me quedé en la grada, pero fue un paso importante en mi carrera. Fue mi primera gran experiencia; ese año debuté con el equipo de mi vida y llegamos a la final de la UEFA. Desde ese verano del 2006, aunque estaba por completo en la dinámica del primer equipo tenía ficha del filial en una situación idéntica a la que este año vivirán Pol Lozano y Víctor Campuzano. Y creo que esta apuesta es todo un acierto, ya que cuando los necesite el primer equipo tendrán más ritmo de competición que algún jugador del conjunto de David Gallego que esté teniendo pocos minutos.

En ese partido europeo, que empatamos a dos, se lesionó David García y entró Moha. Solo dos semanas después, ante esos problemas físicos, Valverde me dio la alternativa. En partido oficial debuté con el Espanyol antes en Europa que en Liga, una situación que no suele ser muy habitual. Ese día empezamos perdiendo, pero acabamos ganando con goles de Coro y Pandiani (2), y nos clasificamos para la fase de grupos. Y más tarde, otros canteranos como Ángel Martínez y Julián López de Lerma también tuvieron su oportunidad en Europa.

Para un jugador de la casa, si llegar a Primera con el Espanyol es algo soñado, poder defender esta camiseta por Europa es lo máximo. Por eso me alegró mucho por ellos, especialmente por Javi López, que lleva tantos años aquí y tantas veces ha soñado con esto. Y es que la espera se ha hecho larga. En nuestra última participación europea encadenamos dos temporadas seguidas jugando en Europa, y a lo bueno todos nos acostumbramos rápido. Pero después de varios años complicados, el club se ha asentado y los jugadores han crecido y se han revalorizado. Se han consolidado unas bases que me recuerdan a las del Sevilla cuando empezó a crecer y ser un habitual en Europa. Sin ir más lejos ahora decidimos a quién vendemos y cómo lo hacemos. Sin duda, estamos en el buen camino amigos pericos.