Si ya eres usuario, accede...

Recordarme

¿No recuerdas tu contraseña?
Accede con redes sociales...
Si todavía no eres usuario, regístrate...

¡Regístrate ahora! para recibir los titulares del día en tu e-mail.

¡Regístrate ahora! para poder comentar noticias, participar en sorteos y concursos.

CRÓNICA BETIS-FEMENINO A (2-1)

Solo las salvaría un milagro

Peleó el Espanyol ante el Betis, pero su dificultad para ver puerta le condenó en un duelo que era una final ante un rival directo y, prácticamente, dijo así adiós a cualquier oportunidad para evitar el descenso

Marta Mendoza Marta Mendoza
15/02/2020

 

No estuvo mal el Espanyol en su finalísima ante el Betis, pero como siempre, lo que hizo no fue suficiente para sacar ese buen resultado que invite a creer. Ese triunfo que tanto se resiste y que pese a haber merecido en alguna ocasión, llevarán a este equipo al más triste desenlace. El futuro es negro. No parece que vaya a haber un milagro. Las caras de las jugadoras tras el pitido final lo decían todo. Esto parece estar visto para sentencia pese a la rebeldía de unas jugadoras que lo intentaron con más corazón que cabeza y que cuando estaban 2-0 por debajo aún tuvieron fuerzas para recortar distancias mediante Inés y luchar hasta el final por rascar algo.

Salió Ferrón ante el Betis con un once muy parecido al de Copa, ya que repitieron la recién llegada Kelsey bajo palos, Débora, Elba, Inés y Manuela en la zaga, Paola en la medular y Julve, Kenni y Raiza arriba. Siendo las novedades Brenda y Kath en la sala de máquinas. Salvo el resultado, ya que no pudieron evitar caer eliminadas ante el Logroño, el juego y la imagen del equipo fueron buenas en la competición del K.O. y de ahí a que el míster optara por dar continuidad al grupo que más garantías podía ofrecer.

Empezó el conjunto perico muy intenso y presionando muy arriba al Betis. Había mucho en juego, demasiado. Y no se podía especular. Había que ir con el cuchillo entre los dientes y a con todo a por la batalla. Aunque poco tardaron las locales en hacerlas retroceder y protagonizar las primeras llegadas, aunque sin excesivo peligro. Se defendía bien el conjunto perico ante el ligero  dominio territorial local. La contienda estaba igualada, el duelo en la medular reñido. Costaba ver acciones en las áreas. Hasta que a la media hora de juego Bea Parra dio el susto con un disparo desde fuera del área que se estrelló en el travesaño. 

Otro error que sale caro

Esa acción le dio alas a las verdiblancas y en el minuto 38 llegó el mazazo. Cúmulo de despropósitos en defensa, incapacidad para despejar el balón fuera del área y Rosa Márquez no perdonó rematando a placer donde no llegaría la meta perica. Disparo colocado desde la zona de castigo muy pegado al palo. Imparable. Pero muy evitable. Otra vez un partido que se ponía cuesta arriba para el Espanyol. Una fea costumbre esta temporada.

Una buena presión de Julve y el error de la meta bélica pudo valer el empate, pero las pericas demostraron por qué no les va nada bien. Se les hizo de noche tocando dentro del área pero nadie atinó a rematar. Ocasión perdida. Camino a los vestuarios por detrás. Por la mínima, pero de nuevo perdiendo y con todo cuesta arriba.

Siguiendo con la tónica con la que acabó la primera mitad, el Betis pareció salir más fuerte, más metido y poco tardó en volver a avisar, aunque la entrada de Ayaka le sentó bien a un Espanyol que mediante su jugadora más fresca empezó a llegar con peligro. Es más, en el 50’ Ayaka estrelló el balón en el palo, aunque la jugada fue invalidada por fuera de juego. Se negaba el cuadro perico a tirar la toalla. Estaba decidido a presentar batalla. Se jugaron minutos estériles para ambas escuadras. Le costaba al cuadro perico llegar arriba e inquietar. Y así es muy complicado competir y luchar por los triunfos. Con defender no basta.

A la hora de juego Kath, que reapareció tras un mes fuera por disputar el Preolímpico con Costa Rica, intentó sorprender con un disparo lejano que atrapó con cierta facilidad, pero algo de suspense, la meta local.

Revolviéndose

No se resignaba el Espanyol y lo intentaba con más corazón que cabeza. Era el momento de dar el todo por el todo y Kenni tuvo la más clara para establecer el empate en el marcador. Pero inexplicablemente, tras una gran presión y recuperación dentro del área del Betis, la futbolista del filial remató con todo a favor para ver puerta, pero Gerard salvó de forma magistral. Enloquecía el duelo a partir de entonces gracias al ímpetu de las pericas. Mientras, su rival trataba de poner un poco de pausa e ir arañando minutos. Perder tiempo y trabar el encuentro era su consigna. Las faltas tomaron protagonismo. Y en el 78’ llegó la sentencia. Jugada a balón parado, error en la marca y golazo de Piemonte para establecer el definitivo 2-0. Esa fue la estocada para un Espanyol que, ahora sí, ya se puede dar, aunque los número todavía den, como descendido. Poco después, en el 83‘, Inés, tras una jugada a balón parado que acabó embarullándose, le ponía salsa al partido y recortaba distancias, con un buen remate, pero las pericas ya no fueron capaces de volver a ver puerta y acabaron hincando la rodilla. Ayaka volvió a llevar peligro con un disparo cruzado y en los últimos compases el Espanyol encerró a las locales, pero la gesta se resistió pasando así de la adrenalina a la desesperación. A una nueva decepción. Al inicio del fin.

Última hora
Galerías de fotos
COPA DEL REY DEL 2000
Encuesta del 05/06/2020

Ante la sanción de Diego López, ¿por qué portero apostaría contra el Alavés?

63.8%
36.2%