Si ya eres usuario, accede...

Recordarme

¿No recuerdas tu contraseña?
Accede con redes sociales...
Si todavía no eres usuario, regístrate...

¡Regístrate ahora! para recibir los titulares del día en tu e-mail.

¡Regístrate ahora! para poder comentar noticias, participar en sorteos y concursos.

PREVIA ATHLETIC-FEMENINO A

Con pronóstico muy crítico pero buscando el hilo de esperanza

Tras la dolorosa derrota ante el Sevilla, el Femenino A luchará por tratar de levantarse una vez más

Marta Mendoza Marta Mendoza
01/03/2020

 

Resiliencia y coraje como medicina a lo más parecido a un mal de amores de esos que duelen y marcan mucho. Y es que el Femenino A no hay forma de que sea correspondido. Lo da todo y más en busca de un final feliz, de complacer sus deseos, pero el ansiado triunfo que empiece a cambiar su vida y su trayectoria le es esquivo y una semana tras otra le da calabazas. La decepción es patente, y no es para menos. Ya que la situación se está saliendo de madre y no parece tener reconciliación posible. Las posibilidades de éxito cada vez son menos, por no decir ya prácticamente inexistentes. Pero pese a ello, se niegan a tirar la toalla. Algo que, entre tanto desastre, loa a este equipo. Aunque en esta vida no se vive ni se come de sensaciones, sino de hechos y de resultados. Y si estos no llegan poco se puede hacer. Todo parece abocado al fracaso, a las lágrimas y los lamentos. El desastre cada vez está más cerca. El pronóstico es muy crítico, pues el Espanyol sigue ingresado en la UCI.

Las jornadas avanzan, las balas se agotan y si te juegas, de nuevo, casi cualquier hilo de esperanza en una cita tan exigente como una visita al Athletic (domingo, 18h), miedo. Porque tienes todos los números de acabar, como decía Alejandro Sanz, con el ‘corazón partío’. El mal hacer en las dos áreas está siendo el gran lastre del equipo, de ahí a que sea el segundo que menos marca con un pobre bagaje de solo 0,65 goles por partido y el que más encaja con una media de 2,3 por partido. Y así, obviamente, es muy difícil poder competir con garantías.

Y si a ese mal hacer le añades que el rival que tendrán en frente llega en un momento de juego y ánimo totalmente opuesto al tuyo, la cosa se complica un poco más, ya que las vascas afrontan este duelo tras sellar el pase a semifinales de la Copa y habiendo firmado una buena racha de cuatro partidos sumando –tres triunfos y un empate-. Además, los precedentes entre ambos equipos tampoco invitan demasiado al optimismo, aunque tampoco hay que olvidar que el pasado curso lograron ganar en Lezama (1-2) en medio de un tramo final de escándalo que las sacó de abajo y les permitió acabar a media tabla. Una gesta que actualmente se antoja imposible. Y es que siendo colista destacado con solo cuatro puntos, sin haber ganado a estas alturas y con la salvación a 13 puntos, levantar cabeza sería cuestión de un milagro en toda regla. En las últimas campañas, se ha logrado competir un poco mejor en feudo rojiblanco con el mencionado triunfo, una derrota por la mínima en la 2017-18 (1-0) y un empate a tres una temporada antes. Resultados mucho mejores que el 5-0 de la 2015-16, el 7-1 de la 2014-15… y otras goleadas que le precedieron. Y eso es precisamente lo que no puede permitirse el conjunto de Ferrón, salir todavía más herido cuando quedan por delante nueve jornadas para bajar el telón, diez en el caso de que se decida recuperar el partido que no se disputó por la huelga.

En el apartado de efectivos, Paula Moreno seguirá causando baja por problemas musculares, Manuela Vanegas por compromisos internacionales, mientras que Inés deberá cumplir sanción por acumulación de amarilla. En cambio, uno de los grandes alicientes es ver si, tras entrar en su primera convocatoria el pasado fin de semana ante el Sevilla, Lombi puede tener sus primeros minutos y redebutar con la blanquiazul.

What do you want to do ?
New mail
Última hora
Galerías de fotos
COPA DEL REY DEL 2000
Encuesta del 14/08/2020

¿Qué le parecen las camisetas de esta próxima temporada 2020-21?

42.5%
3.8%
53.8%