Si ya eres usuario, accede...

Recordarme

¿No recuerdas tu contraseña?
Accede con redes sociales...
Si todavía no eres usuario, regístrate...

¡Regístrate ahora! para recibir los titulares del día en tu e-mail.

¡Regístrate ahora! para poder comentar noticias, participar en sorteos y concursos.

ENTREVISTA JORDI FERRÓN

“Pensaba que sacaríamos muchos más puntos"

Jordi Ferrón asegura que “no puedo reprocharle nada al equipo, pero la falta de gol nos está matando”

Marta Mendoza Marta Mendoza
11/03/2020

 

Jordi Ferrón (Badalona, 1978) aterrizaba en el Espanyol femenino hace diez jornadas para apagar el fuego en el seno de un equipo abocado al fracaso y en serios problemas. Corría el 10 de diciembre cuando se anunciaba su llegada con la voluntad de dar un giro a la situación y revertir la mala marcha de un equipo que no lograba ganar y que era colista con solo tres puntos.

Pero la realidad es que, pese a su ilusión y a que ha habido cambios notorios en el juego, los resultados se siguen resistiendo y el equipo está más cerca que nunca de consumar el fracaso del descenso. Siguen en el farolillo rojo, sin conocer lo que es sumar de tres y, a falta de ocho jornadas para la conclusión, nueve si se recupera el partido que no se disputó por la huelga, la salvación está a nada menos que 13 puntos. Pintan bastos, pero el míster se niega a tirar la toalla y cree.

Parece una misión imposible, casi cuestión de un milagro...
Es innegable que la situación es muy complicada. Que vamos tarde a muchas cosas, pero pese a ello, como siempre digo, tanto yo como el equipo nos negamos a bajar los brazos. Hasta que los números no digan lo contrario hay esperanza y por ello lo vamos a pelear hasta el final.

¿Pero sois conscientes de estar al borde del precipicio?
Totalmente. Sabemos en la situación en la que estamos, pero solo nos preocupamos de pensar en el siguiente partido y en prepararlo lo mejor posible para merecer ganarlo. Solo así, a base de esfuerzo y trabajo podemos seguir manteniendo la esperanza.

¿Y si se acaba descendiendo?
Es una posibilidad que está ahí, pero soy optimista por naturaleza y sigo convencido de que nos podemos salvar. Por eso seguimos trabajando y luchando día a día. Queremos ser equipo de Primera y trabajamos en consecuencia. Además, es lo mínimo que podemos hacer por este escudo y por toda la gente que hay detrás que nos sigue y nos apoya. Además de por nosotros.

¿Tanto se ha jugado con fuego que nos podemos acabar quemando?
No me gusta hablar de cosas que sucedieron cuando yo no estaba, pero que el Espanyol ha estado sufriendo en las últimas temporadas esta ahí y eso quiere decir que algo no se está haciendo bien y que hay que corregirlo. De hecho, hay cosas en que ya nos hemos puesto manos a la obra y tratamos de mejorarlas día a día.

¿Y cuando habrá que ponerse manos a la obra?
Cuando acabe la temporada e independientemente de lo que suceda. Entonces será el momento de analizar lo sucedido, qué nos ha llevado hasta este punto y trabajar duro para devolver a este club donde se merece. Tenemos una responsabilidad muy grande y no rehuimos de ella. Todo lo contrario. Afrontaremos lo que venga con la misma fuerza y profesionalidad.

Y pase lo que pase, ¿seguirás al mando?
Por supuesto. Cuando me llamaron me ofrecieron seis meses de contrato y fui yo quién pidió un año más. Estar en este club es un sueño, creo en un proyecto de futuro y por responsabilidad seguiré aquí. Por mi parte, vería muy feo abandonar el barco si se hunde cuando yo también he sido responsable de ello, todos tenemos nuestra cuota de culpa. Así que mi forma de intentar arreglarlo, siempre y cuando se bajara, que por ahora sigo pensando en que no será así, es quedarme para sumar y devolver al Espanyol a la máxima categoría, que es lo que se merece.

¿Estás satisfecho con la evolución y el rendimiento del equipo?
Evidentemente no puedo estarlo cuando no consigues los puntos que necesitas, pero desde mi llegada no tengo ninguna queja de este grupo. En implicación y esfuerzo no les gana nadie. Y lo que podría ser un polvorín y una bomba de relojería por lo complicado de la situación, todo es ánimo y buenas caras. Ganas de superación y mucha unión. Pero evidentemente en el fútbol no se vive de sensaciones, sino de puntos, y estos lamentablemente no llegan. No puedo estar satisfecho y hago autocrítica por mi parte.

¿Y qué te retraes?
Cuando llegué mi idea era hacer más puntos para salir adelante. Quizás sí que hemos avanzado en muchos aspectos, pero como digo, cuando no eres capaz de ganar, no puedes estar contento.

¿Cómo esperabas estar a estas alturas?
No negaré que mucho mejor. Esperaba estar más cerca de los puestos de salvación. Hemos tenido partidos en que hemos merecido resultados más positivos y eso hubiera hecho que no estuviéramos tan alejados como ahora, pero la realidad es la que es y pese a que cuando llegué sabía lo que había, pensaba que sacaríamos muchos más puntos con las jugadoras que había. Seguramente si volviera a coger a este equipo en la misma situación habría cosas que intentaría mejorar.

¿El fútbol está siendo injusto con este equipo?
Creo que bastante. En varias ocasiones hemos merecido mejor premio por lo que se ha visto en el campo. Pero la victoria se nos está resistiendo más de lo esperado. El nivel del equipo no es, para nada, el que demuestra la clasificación. Y un claro ejemplo de ello es cómo se ha competido ante equipos de media tabla o los puntos logrados en los campos del Athletic o del Levante. Esa es la mayor prueba de que este equipo es y quiere ser de Primera. Evidentemente hay margen de mejora y tenemos carencias, pero este equipo no merece para nada tener solo cinco puntos. Últimamente está compitiendo muy bien y seguramente si hubiera sido así desde el principio ahora no estaríamos así, pero no quiero buscar excusas. Estar en esta situación es cosa de todos.

¿Y cuales son esas carencias que tanto lastran al equipo?
Básicamente la falta de gol, que es lo que nos está matando. Ese último pase, esa última buena decisión ante puerta. En líneas generales estoy muy contento con el trabajo del equipo, su intensidad y actitud. Cada vez es más el equipo que yo quiero, pero pese a ello eso no se está viendo reflejado con recompensa en las áreas. En defensa se ha dado un paso al frente, pero arriba el gol es nuestra asignatura pendiente. Nos falta ese Raúl de Tomás del primer equipo. Esa pieza que decida partidos, aunque a veces no es fácil de encontrar. Tenemos a muchas jugadoras de gran nivel, pero por mala dinámica o lo que sea se les resiste ver puerta. Y eso se paga. Esperemos que al final acaben entrando, antes de que sea tarde.

Paradójico que justo la temporada en que se profesionaliza la sección y más se invierte, se pueda acabar perdiendo la categoría...
La apuesta del club es total. Se ha volcado al máximo con la sección y evidentemente que nos sentimos en deuda por ello. Eso es uno de los aspectos que nos ayudan a levantarnos cada lunes, la voluntad por devolver esa confianza y ese esfuerzo que han hecho con este equipo.

¿Hay un plan A, B o C en un futuro en función de lo que suceda a final de temporada?
Solo hay un plan sobre la mesa, y ese no es otro que salvarse. A día de hoy solo pensamos en ello. Es en lo que centramos todos nuestros esfuerzos. Cuando veamos qué pasa ya nos preocuparemos de ello y empezaremos a planificar la temporada, aunque, tanto si es en Primera Iberdrola como en Reto Iberdrola, la ambición será máxima, pese a que el cambio entre una categoría y otra es sustancial. Pero si seguimos arriba habrá que dar un giro importante para no volver a cometer esos errores del pasado, y si no lo logramos también. Habrá que sentar las nuevas bases, firmes, para volver a ir hacia arriba siendo todavía más fuertes. Esté donde esté el Espanyol tiene que ser una referencia y un reclamo. Lucharemos por que crezca al mismo ritmo que el fútbol femenino en este país. 

Última hora
Galerías de fotos
COPA DEL REY DEL 2000
Encuesta del 07/08/2020

¿Ante la buena campaña de renovaciones, se hará abonado este año a pesar del descenso y de no poder acceder al campo?

68%
1.7%
15%
15.3%