Si ya eres usuario, accede...

Recordarme

¿No recuerdas tu contraseña?
Accede con redes sociales...
Si todavía no eres usuario, regístrate...

¡Regístrate ahora! para recibir los titulares del día en tu e-mail.

¡Regístrate ahora! para poder comentar noticias, participar en sorteos y concursos.

su participación en la liga, en franca decadencia

¿Qué le pasa al Monito?

Abelardo, que nunca le ha puesto de titular, le descartó contra el Betis

Toni Casals
27/06/2020

 

De mal en peor. Matías ‘El Monito’ Vargas asumía con la llegada de Raúl de Tomás y de Adrián Embarba el papel de revulsivo en los partidos, pero su rol ha pasado a ser testimonial con 12 minutos contra Alavés y 7 frente el Levante en el regreso a los campos tras el confinamiento. La última, el descarte por decisión técnica contra el Betis.

‘El Monito’ padeció el coronavirus, como destapó Fernando Batista, seleccionador sub 23 de Argentina, y “lo pasó muy mal”, apuntó su compatriota Ferreyra. “Estuvo dos semanas con fiebre y sin olfato y le costó volver a los entrenamientos”, añadió. Punto que confirmó su padre Omar ‘Mono’ Vargas, un jugador zurdo de gran clase en los ochenta. “Estaba solo, el otro hijo regresó a Argentina y le tocó pasarlo solo. No dejó de ser un momento horrible para él”, explicaba Omar.

Sin embargo, el bajón de Matías venía ya de antes. Con Abelardo nunca ha sido titular y su momento estelar con ‘El Pitu’ estuvo en el choque contra el Barça, al saltar al campo y dar la asistencia de gol a Wu Lei, que significaba el empate a dos. “Soy un jugador que desequilibra, que por lo general va mucho para adelante. Sobre todo me caracterizo por buscar el último pase y después también llegar al remate y al gol”, se define ‘El Monito’.

En Europa logró cinco tantos, pero en Liga, donde están en juego las alubias, el gol no ha llegado. La apuesta de Matías Vargas fue de futuro. Llegó el pasado verano con 22 años y con el cartel de ser una de las promesas más firmes del fútbol argentino. El desembolso resultó también de altura, 10,5 millones de euros, la cantidad más elevada hasta ese momento pagada por un jugador. Cifra, sin embargo, superada ampliamente este invierno con el fichaje de De Tomás, 20,5 kilos para un rendimiento inmediato.

Pablo Cavallero, el exportero perico y actual director deportivo de Vélez Sarsfield, su antiguo club, confesaba a La Grada que “tuvo ofertas superiores a la del Espanyol, pero quería ir a Inglaterra, Italia o España”. Y Cavallero no pierde la fe en un Matías que “con nosotros la rompió y estoy seguro de que va acabar rindiendo. Es cuestión de tiempo de que acabe explotando”, aunque también reconocía que “no le ha venido nada bien que haya habido tres entrenadores en un curso”.

Una temporada, efectivamente, de todo, menos tranquila. ¿Demasiados vaivenes para ‘El Monito’ en su desembarco en LaLiga? Sin duda. De la titularidad con Gallego, pasó a un semiostracismo con Machín, que se agravó con un esguince de tobillo, al dejarle cuatro semanas de baja. Regresó ya con Abelardo y la misión del técnico de lograr la permanencia por lo civil o lo criminal. El técnico asturiano tira con lo que cree que puede dar unos resultados más efectivos sin esconder que cuando mira al banquillo le falta fondo de armario.

“Intento aprender todo el tiempo de mis compañeros y del entrenador”, expresaba Matías, aunque quizá lo que se le demande ahora sea echarle atrevimiento, desparpajo y atreverse con todo como demostró en Vélez y le valió su pasaporte para Europa.

Última hora
Galerías de fotos
COPA DEL REY DEL 2000
Encuesta del 14/08/2020

¿Qué le parecen las camisetas de esta próxima temporada 2020-21?

43%
3.5%
53.5%