Si ya eres usuario, accede...

Recordarme

¿No recuerdas tu contraseña?
Accede con redes sociales...
Si todavía no eres usuario, regístrate...

¡Regístrate ahora! para recibir los titulares del día en tu e-mail.

¡Regístrate ahora! para poder comentar noticias, participar en sorteos y concursos.

ENTREVISTA ÁLVARO GONZÁLEZ

“No se puso ninguna pega a mi marcha”

El de Potes recuerda sus cursos como perico y cómo el club le facilitó la salida

C. Fanlo @Fanlillo
07/04/2020

 

Estuvo poco más de dos campañas en el Espanyol, pero le dio tiempo a darse cuenta de que es un club especial. El pasado verano recaló, procedente del Villarreal, en el Olympique Marsella en calidad de cedido, pero con una opción de compra que ya se ha ejecutado. En su primer curso en la Costa Azul, Álvaro González (Potes, Cantabria, 8 de enero de 1990) es el líder de la zaga de un equipo que está segundo en la Ligue 1. Tiene tres años más de contrato para hacer historia en un equipo que le ha cautivado.

¿Cómo se está viviendo la crisis del coronavirus en Francia?
Muy similar a España, aunque con algún matiz. En mi caso me dijeron que lo más seguro era quedarnos aquí y no volver a España ya que podría ser que a la hora de regresar a Francia para reintegrarme a los entrenamientos tuviera problemas.

¿Hay noticias de retomar la Ligue 1?
Estamos a la espera, pero el club nos comenta que estemos preparados para volver a competir cuando sea. Creo que lo mejor para todos sería que la FIFA tomara cartas en el asunto y decidiera una fecha de inicio para que todas las ligas acaben a la vez.

En España ha habido reducciones de salarios y ERTEs. ¿En Francia?
Los clubes quieren que los jugadores nos rebajemos el sueldo, pero hay que esperar a ver qué decisión se toma con los campeonatos.

El obligado parón ha damnificado deportivamente hablando al Marsella y a Álvaro González. ¡Menuda temporada!
Tanto el equipo como yo estamos haciendo un buen año, nos gustaría acabar el curso y poder aguantar en la zona alta para disputa la Champions League, competición que no he jugado nunca y que es un objetivo primordial para mi. Quitando una lesión de peroné lo he jugado todo, a un buen nivel. ¡Qué más puedo pedir tras un cambio tan importante como el que hice el pasado verano! Estoy muy contento con el paso dado.

¿Qué es lo que más te ha sorprendido del campeonato francés?
Todo, y gratamente. Es un fútbol más físico, pero con grandes jugadores a nivel individual y muy rápidos. Y por supuesto los estadios, el ambiente que se respira: en el Velodrome metemos a 60.000 personas cada partido, tiene una atmósfera única. La ciudad de Marsella vive por y para su equipo.

¿Estás en el mejor momento de tu carrera?
Creo que sí. Llego a los 30 años con la cabeza mucho mas ordenada en cuanto a que conozco mis limitaciones y mis virtudes, sé a lo que juego y eso hace que en el campo rinda mejor, además de que físicamente me encuentro muy bien.

Mirando hacia atrás, el Espanyol te ‘recupera’ de Segunda división. ¿Qué recuerdos tienes de tus años como perico?
Le tengo mucho cariño al Espanyol y ojalá pueda sacar adelante la situación en la que se encuentra este año; tengo muchos amigos en Barcelona y en el equipo. Es un club muy familiar y especial con un estadio muy bonito y en una ciudad preciosa. Uno de mis mejores momentos, además de los derbis contra el Barça, fue cuando nos metimos en las semifinales de Copa del Rey en la 2014-15. Tras el empate en Bilbao llenamos el estadio, la gente recibió al autobús del equipo con bengalas... Fue muy bonito, hicimos recordar viejos tiempos a los aficionados pericos, que hay muchos más de los que la gente pueda pensar, tanto en Catalunya como en el resto de España. Me identifiqué mucho con el Espanyol, creo que es una bonita manera de pensar.

Da la sensación que das un salto en tu carrera en el Espanyol.
Hay un cambio, sí; cojo más galones. Con 20 y 21 años tenía mucho que aprender en Santander y Zaragoza, a pesar de que llevaba casi 100 partidos en Primera.

Viviste el cambio de dueño en el club y una temporada convulsa marcada por la destitución de Sergio González.
Le tengo mucho cariño a Sergio ya que fue una persona muy importante para que llegara al Espanyol. Esa campaña pasamos por momentos difíciles, como la destitución del entrenador, algo que nunca es plato de buen gusto, pero los sacamos adelante. Con la llegada de Chen se comienza a hablar de mucho dinero y fichajes, algo que para los jugadores que estábamos ahí, intentando sacar la temporada adelante, no era fácil. Al final logramos nuestro objetivo, que era mantener al Espanyol en Primera división para, a partir del curso siguiente, crear un nuevo proyecto que creo que se ha quedado a medias.

Al inicio de tu tercer curso te van a nombrar capitán, pero te marchas al Villarreal.
Con Chen llegó Quique Sánchez Flores y quisieron hacer muchos cambios, y la defensa no se salvaba. En ese momento no se sabía cuál iba a ser el futuro del club ni el de los jugadores porque se hablaba de bastantes nombres de los cuáles no se logró fichar a muchos. Con la temporada empezada llegó el Villarreal y preguntó por mi, le trasladé la propuesta al Espanyol y el club no puso ninguna pega, con lo que creí que era el momento de salir. Cuando no te ponen ningún problema en el momento que llega una oferta, creo que hay que separar caminos, pero sin ningún tipo de rencor. Para mi la propuesta también era buena ya que el Villarreal apostaba por mi y me permitía jugar competición europea.

Última hora
Galerías de fotos
COPA DEL REY DEL 2000
Encuesta del 29/05/2020

¿Qué le parecen las medidas que ha anunciando el club para compensar a los socios y abonados por la crisis del Covid-19?

81.9%
5.4%
12.7%