Si ya eres usuario, accede...

Recordarme

¿No recuerdas tu contraseña?
Accede con redes sociales...
Si todavía no eres usuario, regístrate...

¡Regístrate ahora! para recibir los titulares del día en tu e-mail.

¡Regístrate ahora! para poder comentar noticias, participar en sorteos y concursos.

rufete, como mauri, ha pasado de los despachos al césped

El banquillo perico con más relevos que nunca

En la temporada 88-89 también hubo cuatro entrenadores, pero solo se produjeron dos ceses. Empezó Clemente, siguió Mauri, Longhi le sustituyó en un partido por enfermedad, y acabó el triunvirato

Jordi Luengo Jordi Luengo
30/06/2020

 

En 32 jornadas el Espanyol ya lleva cuatro entrenadores distintos este curso, lo que confirma los muchos problemas que ha tenido el equipo. Nunca antes en la historia de la entidad se había vivido una situación con tantos cambios en el banquillo como la actual, en la que se han tenido que destituir hasta tres entrenadores para intentar reconducir el rumbo de un equipo que lleva mucho tiempo a la deriva.

David Gallego dirigió al equipo en ocho jornadas ligueras, Pablo Machín lo hizo en 10 y finalmente, Abelardo en 13. Ante el Real Madrid debutó Rufete que, en principio, tendrá seis jornadas más por delante. Pese a que no es la primera vez en la que el equipo perico ha tenido a tantos inquilinos en el banquillo, esta temporada está siendo más dramática que la anterior ocasión, la vivida en la temporada 88-89. Y en ese campeonato el Espanyol perdió la categoría tras caer contra el Mallorca en la promoción. Un año después de disputar la primera final europea de su historia, los blanquiazules bajaban a Segunda.

Empezó con Clemente
La campaña 88-89 no se inició muy bien. El verano fue muy movido con profundos e importantes cambios en una plantilla que venía de acariciar la gloria. El primer triunfo perico no llegó hasta la cuarta jornada ante el Logronés (2-0), pero este fue el último del técnico de Barakaldo en el banquillo de Sarrià esa temporada. A partir de aquel 25 de septiembre, se encadenaron 19 jornadas sin ganar que acabaron con la destitución del técnico en febrero, con el equipo ocupando puestos de descenso.

Pepe Mauri asumió las riendas del equipo y en sus primeros cuatro partidos no conoció la derrota, ganando los dos de local y empatando los que disputó a domicilio. Solo perdió ante el Málaga en Sarrià, en el que fue su último encuentro como técnico. Unos problemas renales le impidieron dirigir al equipo en Oviedo (0-1), y Raúl Longhi fue el encargado de sustituirle. Pero una vez recuperado de sus problemas de salud, nada fue igual.

El extraño triunvirato
Pese a que los resultados empezaban a llegar con Mauri, el club apostó por un nuevo relevo en el banquillo. Le habían propuesto a Mauri seguir, pero aceptando los consejos de Longhi y Pichi Alonso, una idea que salió del seno de la plantilla. Pero esta iniciativa no prosperó y sí la segunda, que era que Pepe Mauri abandonara el equipo y fuera un técnico de la casa el que prestara su carnet para que Pichi y Longhi llevaran las riendas del equipo. Y García de Andoin aceptó la petición y cedió el carnet a un entrenador con poca experiencia que estaría apoyado por el más veterano de la plantilla. Y así acabó todo.

Última hora
Galerías de fotos
COPA DEL REY DEL 2000
Encuesta del 09/07/2020

¿Una vez consumado el descenso, a quién señala como máximo responsable?

9.9%
28.7%
61.4%