Si ya eres usuario, accede...

Recordarme

¿No recuerdas tu contraseña?
Accede con redes sociales...
Si todavía no eres usuario, regístrate...

¡Regístrate ahora! para recibir los titulares del día en tu e-mail.

¡Regístrate ahora! para poder comentar noticias, participar en sorteos y concursos.

Selecciona la edición que deseas consultar:

 

ENTREVISTA A ERWIN LEMMENS

“Luis Fernández era como un huracán”

El exguardameta del Espanyol en la 2003-04 y 2004-05 recuerda su paso por el club perico

C. Fanlo @Fanlillo
14/11/2017

 

Recuerdan a Erwin Lemmens? El excancerbero belga fue portero del Espanyol durante dos campañas (2003-04 y 2004-05) y vivió en primera persona el trepidante duelo de la última jornada ante el Murcia en el que el Espanyol venció por dos goles a cero con Luis Fernández en el banquillo. Actualmente, Lemmens tiene 41 años y es el preparador de porteros del Lokeren de su país y de la selección belga, en la cual tiene muchas esperanzas depositadas de cara al Mundial de Rusia.

¿Qué recuerdos tienes de tu experiencia en el Espanyol?
Para mí fue un paso adelante en mi carrera fichar por el Espanyol, entré con mucho gusto y la gente me acogió muy bien. Estuve muy cómodo, siempre quise vivir en Barcelona.

Uno de los partidos de los que más se acuerda la afición es el de la salvación contra el Murcia.
Fue un encuentro complicado, a pesar de que jugamos un buen partido. Pero llegaba del Racing, equipo con el que estábamos acostumbrados a pelar en la zona baja. No fue un título, pero con la salvación disfrutamos como si lo fuera.

¿Cómo se afronta un duelo así?
Sientes mucha presión, no puedes fallar. Personalmente no tenía problemas para concentrarme y tranquilizar a los compañeros, ya sabía lo que era jugar este tipo de partidos. Aún así, en los últimos cuatro o cinco partidos el vestuario estuvo muy unido, convencido de lograr la salvación. El día del Murcia el equipo estaba muy metido.

Los goles tardaron en llegar y Luis García, que jugaba en el Murcia, hizo temblar el larguero...
Por suerte el balón pegó en el poste y no cambió la historia, marcamos dos goles más adelante y logramos el objetivo. El fútbol se decide por pequeños detalles y en esta ocasión la fortuna nos sonrió.
¿Cómo es posible que una plantilla del nivel de esa lo pasara tan mal?
El equipo tenía calidad para no sufrir con jugadores como Pochettino, Tamudo o Hadji, pero a veces empiezas mal la temporada y no sales del pozo. No entiendes como puede pasar con una plantilla con tanta calidad, pero una vez entras en una espiral negativa todo sale mal y es difícil salir.

Tuviste como entrenadores a Clemente y Luis Fernández durante la primera campaña en la que estuviste en el equipo.
Con Clemente todo fue muy bien, era un señor. Pero con Luis hubo un gran cambio, ya que mostró desde el primer día un carácter muy fuerte que no casaba conmigo, ya que yo soy una persona más tranquila; era como un huracán en el vestuario. Además, empezó a confiar en Toni y me dijo que no contaba conmigo, que me podía buscar equipo. Por eso me sorprendió cuando al cabo de unas jornadas me dio la titularidad.

La siguiente temporada, con Lotina en el banquillo, Kameni te cierra las puertas de la titularidad.
Me lesioné en la Copa Catalunya antes de iniciar la Liga en un choque con Ronaldinho y me perdí gran parte de la temporada; Kameni ya estaba asentado en la titularidad y a un gran nivel. Ya se veía que sería un gran portero, puesto que tenía potencia y trabajaba muy bien.

¿Mantienes relación con algún futbolista de tu época como perico?
Es complicado, ya que la carrera profesional de cada uno nos lleva por diferentes lares y aún es más difícil para un futbolista extranjero. Con el único que he coincidido alguna vez es con Mustapha Hadji, puesto que trabaja para la selección de Marruecos, pero tampoco tenemos una relación muy estrecha. De lo que sí que tengo ganas es de conocer el RCDE Stadium. Sé que cuando tenga tiempo y pueda ir, no tengo más que llamar a Calzón y no tendré problemas.


Y ¿sigues la actualidad perica?
La verdad es que no veo mucho fútbol de LaLiga, me centro más en la Premier ya que los metas de la selección juegan allí. Pero me gustaría trabajar algún día en España.

Vertonghen, Alderweireld y Dembelé, jugadores del Tottenham de Pochettino, son unos fijos en la selección belga.
Siempre le mando saludos a través de ellos, lo cierto es que me gustaría ir a verlo en alguna ocasión, puesto que en el Tottenham también está Toni. Pero al combinar mi trabajo de preparador de porteros de la selección con el que tengo en el Lokeren apenas tengo tiempo.

Grecia, Holanda y te retiras en Bélgica, en el Beveren.
Después del Espanyol fue complicado. Fiché por Olympiakos pero jugué poco ya que estaba Nikopolidis, que acababa de ganar la Eurocopa con Grecia. Estuve allí año y medio en el que me rompí el hombro y estuve cinco meses de baja, pero consideraba que aún podía jugar con lo que me marché al Waalwijk. Aguanté medio año hasta que me volví a Bélgica, donde comencé a tener mucho dolor en la cadera y me tuve que operar de ambas, lo que me hizo retirarme. Llevo una prótesis no total en cada una, lo que me deja hacer deporte pero sin riesgo, aunque tienen una duración determinada y en 20 o 25 años tendré que volver a pasar por quirófano.

¿Cómo es Erwin Lemmens como preparador de porteros?
Diferente. En los años que jugué cogí conceptos de otros porteros y preparadores. Empecé a hacer ejercicios antes de trabajar; fue entonces cuando el entrenador del Lokeren, con el que coincidí como profesional, me dijo que quería verme; le convenció mi método. Estuve allí cinco años, en los que me vio el entrenador de la selección y me fichó para el combinado nacional. Lo combiné con año y medio en el Genk, tras el que estuve siete meses centrado en la selección y desde el pasado verano vuelvo a estar trabajando en el Lokeren.
En cuanto a la selección belga, Roberto Martínez quiso traer a su preparador de porteros cuando llegó, pero tanto Courtois como Mignolet se negaron a que yo me fuera. Es más, Thibaut se me quiso llevar al Chelsea, pero Conte trajo a su staff técnico.

Se acerca el Mundial de Rusia. ¿Qué podemos esperar de Bélgica?
Creo que estamos ante la mejor generación de jugadores belgas de la historia. Esta será la tercera gran cita que afronte este grupo y los jugadores están más que preparados. Si nos respetan las lesiones, sobre todo en la retaguardia donde andamos más cojos de efectivos, podemos soñar y lograr algo importante.

Última hora
Galerías de fotos
ESPANYOL-GETAFE (1-0)
Encuesta del 08/12/2017

¿Ha perdido la confianza en Quique Sánchez Flores?

58.3%
34.3%
7.4%