COPA DEL REY

¡Costa ruge de nuevo! (0-4)

El hispanobrasileño roba todo el protagonismo en la goleada del Atleti al Lleida

Costa celebra su primer gol en el Atlético 2018
EFE

Adrián Beloki

CRÓNICA. Diego Costa llegó, redebutó, marcó y robó todo el protagonismo del partido en el que el Atlético de Madrid encarriló su pase a octavos de Copa del Rey venciendo por 0-3 al Lleida. En su primer remate a puerta, el hispanobrasileño hizo el tercer tanto de la tarde y llenó de alegría a una afición que vuelve a escuchar rugir a la Pantera.

Mantener el nivel competitivo en un partido de este calibre no siempre es sencillo y en el inicio de partido el Lleida se lo dejó claro al Atlético. Los catalanes saltaron al césped con tremendo ímpetu y en los primeros 20 minutos apenas existió el conjunto colchonero. De hecho, la primera gran ocasión del partido la tendría el local Agudo, que vio cómo Miguel Ángel Moyá resolvía con excelencia un uno contra uno que pudo fácilmente convertirse en el 1-0.

Agudo perdonó y Diego Godín no. El charrúa hizo el primer tanto del 2018 con un certero remate de cabeza a centro tendido de Carrasco. No tardaría en llegar el 0-2, en un precioso contraataque dibujado de Sául, Carrasco, Gameiro y un Fernando Torres que remató en fuera de juego para hacer el segundo tanto de la tarde. No pasó mucho más en la primera mitad, en la que Costa y Vitolo esperaban su oportunidad sentados.

Todas las cámaras estaban puestas en ellos y Simeone no quiso defraudar a los aficionados. Primero dio entrada al canario por Yannick Carrasco y minutos después Costa entraría sustituyendo a Ángel Correa. En la primera ocasión en la que Juanfran le sirvió un balón susceptible de ser rematado, el de Lagarto entró con todo y la puso al palo largo para hacer el 0-3. Tal fue su ímpetu que Marc Trilles le clavó los tacos en la pierna dejándole dolorido en la banda. Los corazones colchoneros se pararon pensando en que su flamante fichaje podría haberse lesionado de gravedad.

Gracias a Dios, Costa volvió al césped y siguió bregando con la misma intensidad que le ha caracterizado en su carrera deportiva. El choque estaba visto para sentencia y los colchoneros se deleitaron con las primeras conexiones entre Vitolo, Griezmann y Costa, que prometen muchas tardes de gloria más a sus fieles aficionados. Sus primeros minutos juntos dejaron detalles para la esperanza y el galo marcó aprovechando un rebote en un lanzamiento de falta para cerrar el partido y la eliminatoria.

Outbrain